Contexto

A través de la señal de la resurrección de Lázaro, Jesús se reveló a sí mismo como el dador de la vida eterna. Este milagro hizo que muchos creyeran en Jesús, pero también hizo que los fariseos y los principales sacerdotes confabularan para matarlo. Todo esto estaba dentro del plan de Dios, tal como Jesús lo había anticipado cuando dijo que el Hijo de Dios sería glorificado a través de la enfermedad de Lázaro. La resurrección de Lázaro trajo gloria a Jesús, y la exaltación que resultaría de este milagro le traería una gloria aún mayor. A medida que se acercaba la Pascua, Jesús se fue de Betania y se dirigió a Jerusalén con pleno conocimiento de la misión que lo esperaba y de su destino glorioso.

Versículo clave

(12:7–8)

¿Sabía usted que...?

1. Caifás (11:49): ocupó el puesto de sumo sacerdote durante los años 18–36 d.C.

2. Efraín (11:54): probablemente una ciudad que se ubicaba cerca de Baal-hazor (2 S 13:23), a 21 kilómetros al noreste de Jerusalén.

3. “Para purificarse” (11:55): se requería pureza ceremonial para participar en la Pascua (Nm 9:6, 2 Cr 30:17–18; Jn 18:28).

4. Cena (12:2): era la comida principal del día. La palabra también se usaba para denotar un banquete (ej. Mt 23:6).

5. Nardo (12:3): “Originario del norte de India, era el perfume favorito en la antigüedad… El mejor nardo era importado de India en contenedores de alabastro sellados, que se abrían sólo en ocasiones muy especiales” [ref]

6. Trescientos denarios (12:5): equivalía a aproximadamente el salario de un año de trabajo.

7. Ramas de palmera (12:13): símbolos de victoria entre los judíos y en el mundo grecorromano. [ref]

8. Hosana (12:13): es la transliteración de la expresión hebrea que se encuentra en Salmo 118:25, que significa: “Sálvanos ahora, te ruego” (Sal 118:25) 10/1106.

 

Esquema

  • El complot para matar a Jesús
  • La búsqueda de Jesús antes de la Pascua
  • María unge los pies de Jesús
  • La multitud recibe a Jesús en Jerusalén

Análisis del segmento

  • 11:45–54

    1.

    ¿Qué reacciones produjo la resurrección de Lázaro?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Muchos judíos creyeron en Jesús. Pero algunos fueron a los fariseos y les dijeron lo que Jesús había hecho (11:45–46).

    Ocultar respuesta

  • 2.

    ¿En qué se basaba el plan de Caifás?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    El plan de Caifás se basaba en la conveniencia (“nos conviene que”; 11:50). Consideraba que era prudente matar a una persona para proteger los intereses de toda una nación, pero no le importaba en lo absoluto que el que moría fuera un hombre inocente. Incluso lo que dijo sobre el bienestar de la nación pudo haber sido simplemente para disfrazar sus intereses egoístas (cf. Mt 27:18).

    Ocultar respuesta

  • 3a.

    Involuntariamente, las palabras de Caifás resultaron ser una profecía. ¿Qué nos quiere trasmitir el autor entre líneas?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Los planes y las conspiraciones de los hombres, no importan cuán malvados sean, están bajo el control soberado de Dios. A veces, las acciones de los hombres pueden resultar útiles para el propósito de Dios a pesar de las malas intenciones de los hombres (cf. Ro 9:14–18). Este fue el caso de la propuesta de Caifás. El rol de Caifás como sumo sacerdote también tuvo un papel importante. Aunque él no estuvo a la altura de su oficio sagrado, Dios igual lo usó para profetizar a la nación.

    Ocultar respuesta

  • 3b.

    ¿Qué dijo esta profecía acerca del efecto de la muerte de Jesús?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Aunque no fue la intención de Caifás, sus palabras profetizaron la muerte expiatoria de Jesús. Jesús moriría no sólo por los pecados de los judíos sino del mundo entero. Como consecuencia, los hijos de Dios que están dispersos por todo el mundo obtendrían salvación por medio de Él y serían congregados como uno (cf. Jn 10:16, 12:32; Ef 2:13–18, 1 Jn 2:2; Ap 5:9).

    Ocultar respuesta

  • 4.

    ¿Qué hizo Jesús ante el complot para matarlo?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Vea 11:54. A medida que se acercaba el final de su ministerio público, Jesús volvió casi toda su atención a sus discípulos.

    Ocultar respuesta

  • 11:55–57

    5.

    ¿Qué aprendemos aquí de la situación en la que se encontraba Jesús?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Jesús se había convertido en el centro de atención durante la Pascua en Jerusalén. Mientras que la multitud lo esperaba ansiosamente como una especie de espectáculo público, los principales sacerdotes y los fariseos lo esperaban para arrestarlo. Esto presagiaba la muerte inminente de Jesús.

    Ocultar respuesta

  • 12:1–11

    6.

    ¿Qué dice lo que hizo María sobre su actitud hacia Jesús?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Ungir el cuerpo con aceite era un lujo. En vez de guardárselo para ella misma, María lo usó en el Señor porque consideraba que era digno del mayor honor. Tocar los pies de otra persona era una acción muy humilde (cf. Mt 3:11). Pero María ungió los pies de Jesús con el costoso aceite y, además, los secó con su cabello. Estas acciones sugieren que a pesar de que ella ya había ofrecido tanto, se consideraba la más humilde de los siervos del Señor.

    Ocultar respuesta

  • 7.

    ¿Qué dice lo que dijo Judas sobre su actitud hacia Jesús?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    A Judas sólo le importaba el costo del perfume y lo que podía haber hecho con ese dinero. Consideró que lo que hizo María fue una necedad porque no creía que Jesús merecía ser ungido. Tampoco se dio cuenta de la solemnidad de la ocasión, la cual el Señor señaló en 12:7–8.

    Ocultar respuesta

  • 8.

    ¿Cómo refleja lo que le ofrecemos al Señor sobre lo que hay en nuestros corazones?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 9.

    Si alguien criticara su ofrenda al Señor, ¿cómo debería reaccionar?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 10.

    Según Jesús, ¿cuál es el significado de las acciones de María?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    María había guardado el perfume para la sepultura de Jesús. Esto quiere decir que lo que había hecho representaba que Jesús habría de morir y que lo estaba preparando para aquella hora. Jesús dijo: “A los pobres siempre los tendréis con vosotros, pero a mí no siempre me tendréis” (12:8; “mí” es enfático). Jesús estaba a punto de partir de este mundo para ir al Padre. Por lo tanto, su presencia durante estas últimas horas era algo muy precioso. María valoró la presencia de Jesús entre ellos (algo que el resto de la gente tomó por sentado) (cf. Jn 12:35). Esto era una señal de su fe en el Señor.

    Ocultar respuesta

  • 12:12–19

    11.

    ¿Qué significaba la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Jesús fue recibido por la multitud con ramas de palmera y como “el que viene en el nombre del Señor” y “el Rey de Israel”. Esto significaba que lo estaban reconociendo públicamente como su rey victorioso. Si bien tenían la falsa expectativa de que Jesús sería su líder político, sus acciones cumplieron involuntariamente lo que estaba escrito en las Escrituras y exaltaron el reinado de Jesús a un nivel más profundo. Todo esto sucedió de acuerdo con el plan de Dios, como se dieron cuenta los discípulos más tarde.

    Ocultar respuesta

  • 12.

    ¿Qué nos dice el hecho de que Jesús montara sobre un asnillo acerca de Él?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Según la profecía, el rey de Judá vendría sobre un asno (Gn 49:11; Zac 9:9). Como dice Zacarías 9:9, montar sobre un asno es una señal de la humildad del rey. Jesús no vino a destruir el dominio romano con poder militar, sino que vino a destruir a aquel que tiene el imperio de la muerte (Heb 2:14). Su conquista se ganaría por su propia muerte humillante en sumisión a la voluntad del Padre.

    Ocultar respuesta

  • 13.

    Explique lo que estaba sucediendo en 12:17–18.

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Parece que había dos grupos de personas. El versículo 17 habla de los que estuvieron presentes cuando Jesús resucitó a Lázaro. Estas personas dieron testimonio de lo que habían visto, mientras acompañaban a Jesús a Jerusalén. El versículo 18 nos informa que otro grupo de personas salió de Jerusalén a recibir a Jesús porque habían escuchado hablar del milagro que Jesús había hecho. La entrada de Jesús en Jerusalén causó tal revuelo entre la gente que los fariseos se sintieron irremediablemente derrotados.

    Ocultar respuesta