Contexto

Hasta ahora, por donde quiera que fuera, Jesús atraía a las multitudes. La gente llegaba de Judea, Jerusalén, Idumea, el otro lado del Jordán y los alrededores de Tiro y Sidón. Jesús nombró a doce apóstoles para que lo ayudaran en su ministerio y les dio autoridad. Conforme crecía la fama de Jesús, la oposición también. Los escribas e incluso la propia familia de Jesús dudaron de que su autoridad proviniera del cielo y explicaron las acciones de Jesús a su manera.

Versículo clave

(3:29)

¿Sabía usted que...?

1. Idumea (3:8): forma griega de la palabra hebrea “Edom”, pero aquí no se refiere al territorio edomita primitivo. [ref] Después de la destrucción de Jerusalén en el año 587 a.C., los edomitas llegaron del este y se establecieron en un área que se ubicaba al sur de Hebrón, el cual los griegos y los romanos más tarde llamaron Idumea. [ref]

2. Tiro y Sidón (3:8): grandes ciudades portuarias fenicias en la costa del Mediterráneo. Estaban separadas por una distancia de aproximadamente 32 kilómetros, y se las mencionaban justos con frecuencia. Los profetas del Antiguo Testamento condenaban a estas dos ciudades con frecuencia por su adoración a Baal. [ref]

3. Discípulo (3:7): literalmente, “aprendiz” o “estudiante”.  [ref]

4. Apóstol (3:14): literalmente, “el que es enviado”. Tiene la misma raíz que la palabra griega que se usa para la expresión “para enviarlos a” en el versículo 14. Además de los doce apóstoles originales, Matías fue elegido posteriormente para reemplazar a Judas Iscariote como apóstol (Hch 1:26), y Pablo, en sus cartas, se refiere a sí mismo con frecuencia como apóstol. [ref]

5. Pedro (3:16): palabra aramea que significa “roca”. Pedro también es conocido como “Cefas”, palabra griega para “roca”. Este nombre lo diferencia de Simón el Zelote.

6. Simón el cananeo/Zelote (3:18): este nombre se traduce como “cananeo” (RVR1995), refiriéndose al lugar de nacimiento de Simón, o “Zelote” (NVI), probablemente en referencia a su carácter celoso o a su asociación con el partido de los zelotes. Los zelotes se oponían al pago de tributos por parte de Israel al emperador romano pagano porque lo consideraban como una traición a Dios. [ref] Para alcanzar sus objetivos, ellos no dudaban en usar la violencia y el engaño. [ref]

7. Judas Iscariote (3:19): probablemente se refiere al lugar de origen de Judas (Queriot, a unos 19 kilómetros al sur de Hebrón), lo que lo hace el único apóstol originario de Judea (el resto era de Galilea). [ref]

8. Beelzebú (3:22): probablemente se deriva del hebreo baalzebub (“el señor de las moscas”), una imitación burlesca de baalzebul (“Príncipe Baal”), una deidad pagana (2 R 1:2-3, 16). En el Nuevo Testamento, este nombre se identifica con Satanás, el príncipe de los demonios. [ref]

9. Satanás (3:23): literalmente, “el que acusa”. Uno de los nombres del diablo (Ap 20:2).

Esquema

  • La fama de Jesús aumenta
  • La multitud lo sigue
  • Los espíritus impuros gritan
  • Jesús elige a los doce apóstoles
  • El propósito de elegir apóstoles y su autoridad
  • Los nombres de los apóstoles
  • Oposición
  • La familia de Jesús viene a hacerse cargo de Él
  • Los escribas acusan a Jesús de estar poseído por Beelzebú
  • Parábola de la casa dividida
  • Llega la familia de Jesús
  • Jesús da más importancia a hacer la voluntad de Dios que a las relaciones familiares

Análisis general

  • 1.

    ¿Qué hicieron cada una de las siguientes personas cuando se enteraron de lo que hacía Jesús? ¿Por qué? a. La multitud; b. Los espíritus impuros: gritaron; c. Los apóstoles; d. La familia de Jesús; e. Los escribas

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    a. La multitud: se reunieron alrededor de Jesús y lo seguían. La mayoría había venido por sanidad, porque habían escuchado “cuán grandes cosas hacía”, no por lo que enseñaba. Estaban tan ansiosos por los milagros que se empujaban los unos a los otros y a Jesús (10, 20). (Debido a que la multitud estaba allí todo el tiempo, a Jesús le llevó más tiempo y esfuerzo lograr otras cosas [9, 13, 20].)

    b. Los espíritus impuros: gritaron: “¡Tú eres el Hijo de Dios!”. Sabían que Jesús tenía la autoridad y el poder de Dios, y le temían (Stg 2:19).

    c. Los apóstoles: fueron a Jesús cuando éste los llamó para que se juntaran con él en la montaña. A estas alturas, ellos probablemente sabían que Jesús no era un maestro ordinario (especialmente cuando Él les dio la autoridad para echar fuera demonios).

    d. La familia de Jesús: estaban preocupados por el bienestar físico y mental de Jesús (sabían que Él no había tenido tiempo para comer y creían que estaba fuera de sí). Tal vez se sintieron avergonzados porque no creían que Jesús merecía tanta atención. Probablemente creyeron que podían poner a Jesús en su lugar, por lo que fueron a hacerse cargo de Él.

    e. Los escribas: vinieron de Jerusalén para oponerse a Jesús porque decían que Jesús estaba poseído por el demonio y que su poder provenía de Beelzebú.

    Ocultar respuesta

Análisis del segmento

  • 3:7-12

    1a.

    ¿Cuál es la importancia de mencionar que la multitud venía de Idumea, Tiro y Sidón?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Además de la población judía, los paganos también vinieron. Es probable que no hayan presenciado muchos de los milagros de Jesús (Mt 11:20-21), y que solamente hubieran escuchado lo que Jesús estaba haciendo. Sin embargo, con tan sólo escucharlo, tuvieron la fe suficiente como para venir.

    Ocultar respuesta

  • 1b.

    ¿Alguna vez ha habido un visitante inesperado en su iglesia? ¿Cómo se enteró esta persona de la iglesia?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 1c.

    Comparta un testimonio que haya inspirado su fe.

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 2.

    ¿Por qué Jesús ordenó a los espíritus impuros a no contar quién era Él?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Cf. Lección 3, Pregunta 8.

    Ocultar respuesta

  • 3.

    ¿Qué fue lo que Jesús no pudo hacer por causa de la multitud que lo rodeaba?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Debido a que la multitud se empujaba entre sí y a Jesús, éste tuvo que apartarse en una barca pequeña. Esto hizo que Jesús tuviera dificultad para sanar, pasar tiempo a solas, orar y enseñar. Ni siquiera tuvo tiempo para comer. Tuvo que hacer un esfuerzo extra para completar su trabajo. Al acorralar a Jesús, la multitud sólo pensó en su propia necesidad (milagros), la cual era sólo una parte pequeña del ministerio de Jesús.

    Ocultar respuesta

  • 3:13-19

    4a.

    ¿Cuál es la diferencia entre un discípulo y un apóstol? (cf. ¿Sabía usted que…? 3 y 4).

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    El discípulo recibe, es decir, aprende y se prepara para el trabajo futuro. El apóstol es aquel que Dios envía a trabajar por Él. Note que la Biblia continúa refiriéndose a los doce apóstoles cómo “discípulos”, lo que implica que el proceso de aprendizaje nunca termina. Jesús envió a los doce apóstoles a trabajar cuando ellos todavía eran espiritualmente inmaduros (cf. Mc 8:17-18), pero Él fue paciente con sus defectos. Eventualmente, estos apóstoles se convirtieron en poderosos trabajadores de Dios.

    Ocultar respuesta

  • 4b.

    ¿Qué tareas asignó Jesús a los apóstoles?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Estar con Jesús, predicar, sanar, echar fuera demonios (14-15). Jesús necesitaba ayuda. Sanar a la multitud tomaba todo el tiempo de Jesús; Él no tenía tiempo para hacer otras cosas que necesitaba hacer.

    Ocultar respuesta

  • 4c.

    ¿Por qué era importante que los apóstoles estuvieran con Jesús (14)?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Los apóstoles fueron seleccionados para ser testigos “desde que Juan bautizaba hasta el día en que Jesús fue llevado” (Hch 1:21-22 NVI). Dios continuó edificándolos espiritualmente hasta que estuvieron preparados para convertirse en el fundamento de la iglesia (Ef 2:20). En Marcos, vemos cómo ellos aprendían de Jesús al observar sus acciones.

    La tarea principal de los apóstoles era estar con Jesús. Asimismo, antes de hacer la obra de Dios, debemos primero cultivarnos espiritualmente a través de la oración y la palabra de Dios. Debemos entender y obedecer la voluntad de Dios, así como experimentar su poder (Lc 10:21-23). De lo contrario, seremos incapaces de ser testigos de Cristo y nos arriesgaremos a ser rechazados por Dios (1 Co 9:27).

    Ocultar respuesta

  • 5a.

    ¿Por qué Jesús le dio un nombre a Simón Pedro? ¿Por qué Jesús le dio un nombre a Jacobo y Juan?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Pedro solía ser un pescador, y Jesús le prometió que se convertiría en un “pescador de hombres” (Mc 1:17). Este nombre nuevo implica que tiene una nueva identidad. Jesús le dio gran autoridad y responsabilidad, dado que a él, al igual que a los otros apóstoles, se les confió la autoridad de Cristo de establecer la iglesia (Mt 16:18-19). En aras del evangelio, Pedro eventualmente perdería su libertad y su vida (Jn 21:18-19). Cambiar el nombre de Simón por “roca” también le recuerda que él fue edificado sobre Jesucristo, el verdadero fundamento de la iglesia (Ef 2:20, 1 P 2:4-8).

    “Boanerges”, tal como lo explica Marcos, significa “hijos del trueno” (17). Esto podría describir el celo y la energía de Jacobo y Juan, y posiblemente su naturaleza violenta (Lc 9:51-55). Jesús probablemente usó este apodo para recordarles que debían vencer sus defectos. Al igual que los otros apóstoles, después de recibir el Espíritu Santo, Jacobo y Juan se convirtieron en grandes trabajadores de Dios. Jacobo fue asesinado por su fe (Hch 12:1-2). Juan eventualmente se hizo conocido por su tierna exhortación de amarnos los unos a los otros (1 Jn 4:7-21).

    Ocultar respuesta

  • 5b.

    ¿A qué otros personajes bíblicos les dio Dios nombres? ¿Cuál es el significado/propósito de cada nombre?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Abraham: para confirmar la promesa que le hizo Dios de que sería “padre de muchedumbre de gentes” (Gn 17:5).

    Sara: ella sería “madre de naciones” (Gn 17:16).

    Isaac: significa “el ríe”; un recordatorio de la risa de Abraham al escuchar la promesa de Dios (Gn 17:19).

    Jacob (“Israel”): para recordarle cómo luchó con Dios y con los hombres y ha vencido (Gn 32:28).

    Magor-misabib: significa “terror en todas partes”; un nombre que pronuncia el juicio divino contra el siervo malvado de Dios (Jer 20:1-6).

    Jezreel, Lo-ruhama y Lo-ammi: representan la relación rota entre Dios y su pueblo (Os 1:4-9).

    Juan el Bautista: una profecía de que haría grandes obras por el Señor “con el espíritu y el poder de Elías” (Lc 1:13-17). Su nombre también rompió con la tradición familiar (Lc 1:60-61) para mostrar que Dios es más grande que la tradición humana.

    Jesús: Él es el Hijo de Dios, el Rey de reyes (Lc 1:31-33).

    Ocultar respuesta

  • 5c.

    Si Dios tuviera que darle un nombre, ¿cuál sería? ¿Por qué?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 6a.

    Haga una lista de las ocupaciones previas de los doce apóstoles.

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Pescadores (Pedro, Andrés [Mc 1:16], Jacobo, Juan [Mc 1:19], Tomás, Natanael [Jn 21:2-3]), publicano (Mateo [Mt 10:3]), activista político (Simón el Zelote [Lc 6:15]). Nótese que Mateo y Simón el Zelote estaban en extremos opuestos en el espectro político. Simón consideraba que pagar impuestos al gobierno romano era una traición a Dios, mientras que el trabajo de Mateo era precisamente recaudar impuestos.

    Ocultar respuesta

  • 6b.

    Aunque los apóstoles diferían en su cultura, ocupación, personalidades y opiniones, Jesús los designó para trabajar juntos. ¿Hay alguien en la iglesia que sea muy diferente a usted? ¿Cómo hace para trabajar con él/ella?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 6c.

    Judas Iscariote era probablemente el único apóstol de Judea. ¿Alguna vez se ha sentido excluido en la iglesia? ¿Qué hace al respecto?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 3:20-35

    7a.

    ¿En qué se equivocó la familia de Jesús? ¿Cómo se relaciona su error con lo que Jesús dijo en 34-35?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    La familia de Jesús debió haber sabido por experiencia propia que Jesús no era un hombre ordinario (Lc 2:19, 50-51; Jn 2:3-5). No obstante, ellos se dejaron llevar por los rumores que habían escuchado y por lo que consideraban una conducta inusual de Jesús, en vez de fijarse en lo que Dios les había revelado.

    Al tratar de ayudar a Jesús, su madre y sus hermanos actuaron en contra de la voluntad de Dios. Nuestra relación con los miembros de nuestra familia debe reflejar nuestra relación con Dios, pero Dios debe ser lo primero. Por ejemplo, Pablo nos enseña a “obedeced en el Señor a vuestros padres” (Ef 6:1). Si obedecemos a Dios, nos convertimos en miembros de una familia, conectados a través de Jesucristo (Ef 5:30). Nuestra relación espiritual es mejor que el parentesco por consanguinidad. Aquí, Jesús extiende su amor a todos los que creen.

    Sin embargo, Jesús no menoscaba la importancia de nuestra familia terrenal. Jesús mostró su amor por su madre mientras estaba en la cruz. Durante los momentos más desesperados de su vida, Jesús se aseguró de que su madre estuviera bien cuidada (Jn 19:25-27).

    Ocultar respuesta

  • 7b.

    La familia de Jesús dejó que sus preocupaciones los cegaran de ver la voluntad de Dios. ¿Qué lo hace ciego de la voluntad de Dios?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 8.

    ¿Qué ha hecho en aras de su fe que podría haberle parecido extraño a otras personas?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 9.

    ¿Qué hace cuando no está de acuerdo con las acciones de algunas personas en la iglesia?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta
    (La respuesta está vacía)
    Ocultar respuesta

  • 10a.

    ¿Por qué los escribas declararon que Jesús estaba poseído por el demonio?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Los escribas debían haber sabido por su conocimiento que Jesús no era un hombre ordinario. Ellos estaban familiarizados con las profecías del Mesías y no podían ignorar todo lo que Jesús había dicho y hecho. Juan el Bautista había confirmado que Jesús provenía del cielo (Mc 1:8). Dios mismo dijo que Jesús era su Hijo (Mc 1:11). Jesús había demostrado su autoridad para perdonar pecados (Mc 2:10-11). La gente se maravillaba de las enseñanzas de Jesús (Mc 1:22). A pesar de todo esto, los escribas querían hacer valer su autoridad en los asuntos espirituales. Dado que ellos persistieron en su incredulidad, la única explicación “razonable” para ellos era que Jesús había recibido su autoridad de los demonios.

    Ocultar respuesta

  • 10b.

    ¿Cómo fueron los escribas culpables de blasfemia? (cf. Lección 4, ¿Sabía usted que…?, punto 2, para la definición de “blasfemia”.)

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Dijeron que Jesús tenía al demonio, por lo que le atribuyeron el mal a Dios.

    Ocultar respuesta

  • 10c.

    ¿Cómo puede saber si algo proviene de Dios o del diablo? (cf. Jn 16:13, 2 Ti 3:15, 1 Jn 4:1-6).

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Espíritu Santo (Jn 16:13); conocimiento bíblico (2 Ti 3:15); reconocimiento de Jesucristo (1 Jn 4:2-3); habla de la verdad, no de las cosas del mundo (1 Jn 4:5); cómo es aceptado por el pueblo de Dios (1 Jn 4:6).

    Ocultar respuesta

  • 11.

    En la parábola, ¿qué representa cada uno de los siguientes? a. Hombre fuerte (Ap 20:1-3); b. Casa (1 Jn 5:19; Ap 2:13); c. Bienes (Ro 6:20-21); d. Intruso (Mt 24:43-44; Ap 3:3)

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    a. Hombre fuerte: Satanás. Dios lo ata para salvar nuestra alma (Ap 20:2-3).

    b. Casa: el reino de Satanás; el mundo; la oposición; la persecución.

    c. Bienes: las personas que están bajo el control de Satanás.

    d. Intruso: Jesús. Solamente Él tiene poder sobre Satanás y su dominio.

    Ocultar respuesta

  • 12.

    ¿Cuál es el significado de la parábola?

    •  
    •  
    •  
    •  
    Mostrar respuesta

    Satanás no se saquea a sí mismo. Si lo hiciera, su reino caería. Los demonios trabajan juntos en contra de Dios, por lo que es ilógico concluir que uno pueda echar fuera demonios por el poder de Satanás.

    Hay muchos testimonios en La Verdadera Iglesia de Jesús sobre gente que ha sido poseída por el demonio. Cuando estas personas tratan de obtener ayuda de los ídolos o exorcistas, su condición empeora. Sólo podemos echar fuera espíritus inmundos por el poder del Espíritu Santo.

    Asimismo, si la iglesia está dividida contra sí misma, no permanecerá. En este sentido, seríamos peores que los demonios. Esta es la razón por la que el diablo trata de dividir a la iglesia (1 Co 1:10-13, 3:3-5).

    Ocultar respuesta